De acuerdo con las políticas de #Finsmart y por prácticas del mercado, las empresas que no hayan pagado a la fecha de vencimiento cuentan con ocho días hábiles adicionales a dicha fecha para pagar la factura, sin que ello sea considerado como un atraso o intención de impago. Una vez transcurrido dicho plazo, Finsmart por medio de las áreas de cobranzas y legal, realiza diferentes acciones para poder cobrar las facturas.

¿Encontró su respuesta?